Warning: include_once(analyticstracking.php): failed to open stream: No such file or directory in /homepages/31/d343452719/htdocs/extremo/wp-content/themes/gonzo/header.php on line 57

Warning: include_once(): Failed opening 'analyticstracking.php' for inclusion (include_path='.:/usr/lib/php5.6') in /homepages/31/d343452719/htdocs/extremo/wp-content/themes/gonzo/header.php on line 57


Estetica Articulo_Principal28

Published on julio 13th, 2013 | by Rommel Alberto Gonzalez Moreno

¡ME ARREPIENTO DEL BOTOX!

AL PARECER HASTA HACE NADA TODAS LAS CELEBRIDADES QUE LUCÍAN UN ROSTRO LIBRE DE ARRUGAS PREGONABAN A DIESTRA Y SINIESTRA QUE EL BOTOX ERA LA SOLUCIÓN A TODOS SUS PROBLEMAS DE ENVEJECIMIENTO. PERO AHORA MUCHAS DE ELLAS EXPLICAN POR QUÉ SE ARREPINTIERON DE APLICÁRSELO

POR: REINA RODRÍGUEZ

La actriz Jennifer Aniston prometió evitar cualquier relación con el Botox tras sufrir una mala experiencia con las inyecciones destinadas a eliminar las arrugas en la cara y, luego de haber hablado maravillas de él, en varias revistas estadounidenses la actriz ha comentado que la hacía parecer “tiesa”. También la modelo inglesa Katie Price ha ofrecido declaraciones como: “Arruiné mi belleza, me parezco a un pato, exageré con el Botox”.

Las celebridades han comenzado a reconocer sus “sobredosis de Botox”. La actriz australiana Nicole Kidman confesó hace poco en público que no solo había sido una asidua a las inyecciones de Botox, sino que estaba arrepentida y que no le había gustado después el aspecto de su rostro. E inclusive, una adicta profesa a las cirugías estéticas, Sharon Osbourne, esposa de Ozzy Osbourne, ya renegó hace un par de años de su adicción al Botox e inclusive llegó a decir que le daba miedo acabar como “esa gente que parece que tiene el rostro planchado y congelado”.

También, la actriz estadounidense Courtney Cox, mejor conocida por interpretar el papel de Monica en la serie ‘Friends’, aseguró que en ocasiones se había excedido con el producto: “Una vez me puse demasiado. Me sentía atrapada en mi propia piel. No podía mover la cara”, declaró. Pero tal parece que la actriz ha aprendido la lección: “En comparación con otras actrices, ya no me pongo demasiado. No tengo ningún problema en usarlo siempre y cuando esté aplicado correctamente”.

Pero este problema (el de no poder mover la cara y no poder manifestar ciertas reacciones) no es solamente un problema para las actrices, mujeres que dicho sea de paso, trabajan diariamente intentando mostrar sus emociones al público. Martin Scorsese afirmó para un conocido diario norteamericano, que le cuesta cada vez más encontrar actrices que transmitan emociones en los planos cortos. El director de cine estadounidense se ha declarado contrario al efecto que conlleva el abuso del Botox y de los ‘lifting’. Para la industria del cine y la televisión en Hollywood, la plasticidad de las caras retocadas empieza a ser un inconveniente más importante de lo que podríamos pensar, que seguirá aumentando con el paso del tiempo y la llegada de mejoras tecnológicas como la televisión en alta definición.

Esta “adicción al Botox” no solo se ve en las actrices y celebridades, varios medios han comenzado campañas contra otras mujeres adictas a esta toxina, como las primeras damas de algunos países o personajes públicos en general. Y es que, tal parece, que un exceso de amor por el Botox está cambiando el cándido y juvenil rostro de Carla Bruni, la bella italiana, modelo, cantante y esposa de Nicolás Sarkozy y también se sabe que la presidenta argentina Cristina Fernández de Kirchner es también una adicta al Botox y aunque en ningún momento han comentado su arrepentimiento, los medios de comunicación esperan que en cualquier momento reconozcan que el uso excesivo de la sustancia les da a sus rostros apariencias poco naturales.

La moda de las sobredosis parece haber llegado a su fin. ¿Tendremos el privilegio de contemplar a estas mujeres en estado puro? Al fin y al cabo, los efectos del Botox desaparecen con el tiempo cuando se deja de usar. Sin embargo, lo más probable es que además se hayan realizado algún otro procedimiento estético, así que es poco probable que en cualquier momento vayan a comenzar a lucir exactamente de su edad.

¡QUE NO TE PASE!

Si quieres aplicarte Botox infórmate lo mejor posible y ve a un médico especializado, eso sí, la información debe venir de primera mano pues sino sería contraproducente y para eso puedes ayudarte de la tecnología. Muchos médicos se acercan cada vez más a sus pacientes gracias a las redes sociales, así que puedes preguntarles a ellos directamente.

¡QUIERO SER COMO ELLA!

Pero el Botox no es tan malo como lo pintan, también podemos ver a celebridades que han hecho un uso racional de este procedimiento y les ha quedado bastante bien y natural. Hay algunas famosas que pese a su edad, lucen de maravilla, ¿será producto de un envejecimiento admirable o de una “ayudita” de sus cirujanos de confianza?

La modelo Cindy Crawford, la cantante australiana Kylie Minogue, la actriz mexicana Salma Hayek y la actriz Elizabeth Hurley, aunque no han reconocido públicamente su uso, son famosas que la prensa de farándula asegura utilizan este producto en zonas puntuales de su rostro con óptimos resultados.

Como vemos, sin exagerar, las inyecciones de Botox pueden proporcionar al rostro un aspecto más juvenil y lleno de vida, evitando las “arrugas dinámicas”, o arrugas causadas por la expresión facial y el movimiento muscular.

¿REALMENTE ES TAN MALO?

El Botox, como todos los procedimientos estéticos, puede ser una solución muy buena para eliminar arrugas indeseadas o puede ser un mal mayor si no es aplicado con un experto y como se debe.

El Doctor Oswaldo Sauce, cirujano plástico, explica que como todos sabemos a estas alturas, el Botox es una toxina que se utiliza para paralizar por algún tiempo los músculos y evitar su contracción. Las señales de movimientos musculares son transmitidas a varias partes del cuerpo a través de un mensajero químico llamado acetilcolina, entonces lo que hace el Botox es bloquear la liberación de acetilcolina, deteniendo o reduciendo los movimientos musculares involuntarios en un área en particular.

Cuando le consultamos el hecho de que las celebridades se hayan arrepentido por el uso de esta sustancia, el doctor Sauce afirmó que lo que pudo haber ocasionado que estas celebridades (y muchas mujeres que vemos por la calle con un rostro sin facciones) lucieran de esa manera, es el simple hecho de que las personas que aplicaron el producto se extralimitaron al colocarlo en muchos lugares a la vez.

“Un doctor consciente solo aplicaría el Botox en la frente y arriba de las cejas, para limitar un poco los movimientos de fruncimiento del cejo que hacemos la mayoría de las personas, el problema viene cuando por insistencia del paciente o negligencia médica se aplica en otros músculos y queda muy poco natural”. Sin embargo, el doctor Sauce comentó que si el Botox es aplicado por un profesional en el que se confíe y que sepa lo que hace, no hay motivo para preocuparse, pues las facciones del rostro no cambian y queda muy natural, haciendo que la persona quede con un cejo más relajado y sin arrugas que le da una apariencia muy juvenil.

RECUERDA…

Recuerda que el Botox solo debe ser aplicado en la frente, si quieres rellenar arrugas de los labios u otros lugares el mejor tratamiento es el Restylane. Busca asesoría y no te hagas más de dos o tres tratamientos a la vez. Si se te pasó la mano de Botox no te preocupes, su efecto dura unos seis meses aproximadamente.

 

 


About the Author

Compartir información, las buenas noticias, ayudar a difundir, crear enlaces, generar contenidos, amante de la fotografía, creador de XTX Latam.



Instagram